viernes, 16 de mayo de 2014

Cascadas El Chaparral


Cascada del Chaparral
Cuando circulamos por la troncal 3 en el estado Falcón  podemos observar la llamativa cordillera Falconiana, siempre con un verde intenso y mucha nubosidad, como buscadores de nuevos lugares siempre nos preguntamos, que abra en esas montañas.




Hace aproximadamente dos años hablando con unos pobladores de Las Colonias vía a la Cueva del Toro nos comentaron la existencia de unas cascadas muy bonitas en la zona, de inmediato cuadramos la fecha organizamos un grupo y fuimos a buscarlas, lamentablemente en esa ocasión nos encontramos con el puente del el río Tucuyo caído, mientras observamos lo que quedo del puente un amable señor nos contó que el puente tenía más de dos años caído y nos indicó la zona por la cual podíamos entrar, y en sus propias palabras nos dijo, eso está feo con el barro.
Decidimos entrar y observar la zona y efectivamente un cruce de un tapón de una laguna era el principal obstáculo, por la hora y el mal clima decidimos dejarlo para otra ocasión y nos fuimos a visitar Las Cuevas del Zumbador.






En nuestra nueva visita, localizamos la entrada correcta, nuevamente atravesamos varias fincas dedicadas a la ganadería, en esta ocasión fue mucho más fácil debido a la sequía de la zona, un laberinto de trillas nos llevan al pie de la serranía y en este lugar la trilla zigzaguea entre pequeños cerros en los cuales se forman algunas lagunas, en esta zona se pueden ver los caños que se forman en época de invierno, y las numerosas bombas que se forman entre los potreros, cabe destacar que la trilla circula por fincas privadas y en todas hay que pedir permiso para circular entre los potreros.







Desde el punto más alto de la trilla se divisan varias casas las cuáles nos sirven de punto de referencia hacia la trilla que buscamos, en una de ellas nos informan que los siguientes potreros solo se puede circular en verano, ya que, los caños se desbordan y se inunda todo, al punto que el ganado queda atascado en bombas de barro y muere, en el lugar aun están las marcas de algunos que se enfrentaron a estas bombas con los vehículos, seguramente pasaron varias horas de un buen trabajo de recuperación.











Buscamos el mejor lugar para cruzar los caños y llegamos a la orilla del río Tocuyo, en este punto nos percatamos que el río estaba bajo y cualquier vehículo 4x4 podría cruzar, aquí la gobernación construyo una especie de teleférico para ayudar a los habitantes de la zona a cruzar el río en época de invierno, este trabaja con un sistema de poleas ayudado por la gravedad, decidimos probarlo y la sensación de vacío fue muy buena.











Siguiendo rumbo hacia nuestro destino empezamos a ascender a la cordillera, en varias ocasiones tomamos las trillas equivocadas y teníamos que retornar al último punto del desvío, en una de ellas nos encontramos a un baquiano y nos explicó la ruta correcta a las cascadas y su indicación literalmente fue, “agarre pa´ ya (levanto la mano izquierda y apunto hacia la derecha), suba todo el tiempo pero no suba completo, (hasta donde teníamos que subir), se va encontrar un portón verde de un potrero y de ahí le da pa´ bajo y pa´ ya, ( levanto de nuevo la mano apunto hacia arriba y a la izquierda)”, con esta indicación tomamos el nuevo rumbo, toda la trilla es en subida y nos encontramos tres portones verdes y varios potreros y al única bajada deducimos que era el camino correcto y acertamos.










La trilla está en medianas condiciones, desniveles y grietas son el principal obstáculo, alguien nos adelantó el trabajo al despejar el camino de un árbol caído, la trilla hacia la cascada es muy estrecha y prácticamente los vehículos anchos pellizcan el borde del barranco, el final de la trilla termina bruscamente en la nada y comienza un sendero hacia el río.



El estruendo del río te indica que rumbo tomar, al llegar somos recibidos por una pequeña cascada, sobre ella se puede notar la fuerza del río en invierno al dejar grandes troncos sobre ella,  desde la parte superior se puede ver que en época de invierno la cascada debe estar en su totalidad con la caída de agua, un espectáculo digno de ver, seguimos remontando el río y llegamos a un gran pozo y de igual forma con su cascada.

El lugar ofrece un relax total, la vegetación, el clima, la temperatura del agua, las formas de las rocas, una pequeña cueva que se forma en la caída de agua fue el lugar favorito de los niños para jugar, lo único que no encajaba en el lugar eran varias latas de cerveza y botellas de ron y sin dejar a un lado el detalle de varios pañales al pie de un árbol, y el recuerdo dentro de la cueva de alguien que la visito y escribió su nombre en las rocas, lamentable pero cierto.











Terminando el día teníamos que retornar a un lugar cómodo para acampar, no nos podíamos quedar dentro de la selva en plena trilla por la seguridad de los niños del grupo así que decidimos retornar hasta un codo del río que ya habíamos pasado, al ser la trilla tan angosta no había forma de dar vuelta así que tuvimos que circular por la trilla en retroceso y de noche, fue un momento algo tenso pero con calma todo se soluciona sin problemas.


El día siguiente fue de disfrute del río para todo el grupo, y con calma recogimos el campamento y tomamos rumbo hacia la costa para completar nuestro viaje de montaña y playa, el nuevo rumbo era punta Don Diego, un lugar que conocemos desde hace mucho tiempo y siempre ha sido muy buena la estadía en ese lugar, la costa te da una bienvenida única al poder disfrutar de los acantilados que se forman en la Punta Maracara, al continuar por la trilla nos percatamos que existían muchas huellas de vehículos en la zona, antiguamente solo existía un camino que usan los lugareños para extraer el producto de los cocoteros, ahora hay huellas por todos lados.













Al llegar al playón elegimos un buen lugar para instalarnos  y disfrutar de una estupenda velada de buena comida y conversación. Cuando estábamos en el relax total de nuestro descanso el rugido de un motor nos despertó, el vehículo paso a menos de tres metros de nuestra carpa, al salir de ella notamos que era un grupo que estaba llagando al lugar, nada más y nada menos que diez y siete vehículos (17), a esto súmenle todas las personas que vienen en ellos y el espectáculo de los vehículos pegados frente a nuestro campamento, esto empezó a las 3.30 am.










Luego que se decidieran quien jalara a quien, todos se instalaron en el playón, la competencia de sonido empezó entre varios del grupo, algunos lograron dormir me imagino por la cantidad de licor que los noqueo, nosotros simplemente, no dormimos más.

A las 7 am empezó el espectáculo de cantos, trencitos, bailes eróticos, gritos, aplausos y sin dejar a un lado el rin de boxeo que se formó entre ellos mismos, al acercarnos al lugar un miembro de ese grupo se nos acerco y simplemente estas fueron sus palabras “ disculpen que no los dejamos dormir pero ustedes saben que venimos a acabar los trapos y más tarde vamos a formar una conga estan invitados”, nos preguntamos qué tiene en la cabeza esta gente, llamamos a esto vacío cultural total, este grupo venía de la cuidad de valencia, no los vamos a nombrar, ellos saben quiénes fueron, por culpa de este tipo de gente y actitudes es que nuestro país no avanza y nos encontramos atascados en la mediocridad.



Para no dañarle el día de playa a los niños decidimos quedarnos  hasta el final de la tarde, el trascurso del día fue el mismo panorama, cabe destacar que llegaron dos grupos más, uno de ellos de la ciudad de Maracaibo el cual tenemos conocimientos que son personas excelentes, lamentándolo mucho seguro les toco su dosis de conga.
Tristemente este lugar ya no es lo que en su época ofrecía, por el error de algunas personas de hacer convocatorias públicas a este tipo de lugares simplemente lo que hacen es destruirlo, ya pronto veremos a este lugar destruido como Cuyagua o la costa de Higuerote.


Nosotros nos trasladamos a otro lugar de la costa y gracias al apoyo de un buen amigo terminamos un día estupendo de tranquilidad total.

Gracias por apoyarnos y seguirnos.

Instangran:   @overlandingvzla

Twitter:  @overlandingvzla

Facebook:  Overlanding Venezuela

Fotos:
Overlanding Venezuela
Angel Rodriguez
Amilkar Rodríguez
Carlos Da Silva
Sin Limites 4x4




8 comentarios:

Honack Villanueva dijo...

Para que el país cambie, primero deben cambiar los Venezolanos. La desculturización lleva ya muchos años... Sigamos poniendo nuestro grano mi pana Juan!

Honack Villanueva dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Juan Rodriguez dijo...

Este es nuestro aporte mi pana, sigamos trabajando para un turismo de calidad, tolerancia cero al vacio cultural que tanto nos afecta a los que hacemos turismo nacional.

Marcos safari dijo...

Tengo el privilegio de conocer dichas cascada hemos ido 3 veces hemos llegado 1 sola vez pero disfrutamos al máximo, el problema es hemos ido en época de invierno y en verdad c pone feo la cosa hay que ir preparados, pero un sitio muy bonito

Evoluzione4x4 dijo...

Excelente narración y fotos, lástima que no pudieron disfrutar en su totalidad. Siempre pasa lo mismo, con la gente que no respeta el espacio y el lugar. Yo también he tenido esa mala experiencia de que llevo a un lugar y de repente en la noche aquellos equipos de sonido.... Por favor colaboremos todos.... Respeten el espacio de los demás....

Eduardo o dijo...

Es lamentable q donde vayas consigas basura en el piso y basura en rústicos. La gente ya no tiene límite ni raciocinio hasta en la GS q es un lugar de contacto con la naturaleza se a convertido en una discoteca donde nadie respeta el cansancio de los demás. Tengo casi toda mi vida viajando en 4x4 y e visto como cada día es peor. Los felicito muy buen reportaje

Anónimo dijo...

Se ve q estubo seco la vez q yo fui estaba lloviendo nos costo algo pero logramos el objetivo buen viaje mi gente

Anónimo dijo...

Ese punto (el de la playa) se expuso una vez que por alli paso la carrera la 4ta valida Funrace en el 2011 que tuvo sede en Yaracal. desde ahi todo se fue a mie...